Die Brücke

Todo el que transmita con franqueza y autenticidad aquello que le conduce a la creación es uno de los nuestros.
Ernst Ludwig Kirchner, Manifiesto de 1906

Die Brücke (el puente), fue creado por cuatro estudiantes de arquitectura alemanes, Fritz Bleyl, Erich Heckel, Ernst Ludwig Kirchner y Karl Schmidt-Rottluff en 1905. El grupo se convertiría en una de los principales protagonistas del “expresionismo alemán”.

Su primer manifiesto, Programm, publicado en 1906, era una convocatoria revolucionaria a la gente joven que trascendía lo artístico abarcando otros aspectos rompedores de la vida social.

Además de por sus utópicos objetivos, el grupo estaba unido más por aquello que detestaban en el arte de su entorno que por un programa artístico propio.

El nombre fue elegido por Schmidt-Rottluff y simboliza el puente que deseaban crear con el arte del futuro.

Establecidos en Dresde, estuvieron influenciados por los movimientos Arts and Crafts y el Jugendstil, y se dedicaron a pintar, esculpir y realizar xilografías colaborando frecuentemente con proyectos sociales.

Conscientes de la evolución artística que se producía en París, después de conocer las obras de Henri Matisse se acercaron al movimiento fauves dejándose influenciar y compartiendo algunas características visuales, contraste de colores, dibujo simple, formas exageradas y audaces…insistiendo en la libertad del artista para interpretar los modelos de la naturaleza individualmente. A menudo ambos grupos presentan en sus obras una intensa visión, a veces angustiosa, del mundo contemporáneo.

A partir de 1906 se unieron al grupo otros artistas como los alemanes Nolde y Max Pechstein, el suizo Cuno Amiet, posteriormente el finlandes Akseli Gallén-Kallela, el fauvista holandés Kees van Dongen y mas adelante el checo Bohumil Kubista y el alemán Otto Mueller.

Sus primeras actividades tuvieron lugar en galerías de Dresde y pronto realizaron exposiciones itinerantes recorriendo Alemania, Suiza y Escandinavia. Recibían apoyo económico de amigos y simpatizantes quienes recibían una serie de xilografías o litografías cada año por su contribución.

En 1911 todos los artistas del grupo se trasladan a Berlín e inician caminos separados; a partir de entonces comienzan a reflejarse las diferencias en sus obras, ya que cada uno se va alejando de los principios del estilo que había unido al grupo en sus inicios.

A pesar de su breve existencia su estilo pictórico consiguió que el expresionismo fuera considerado una forma de arte esencialmente alemana. Por otra parte, su interés por la xilografía y las artes gráficas contribuyó a la recuperación del grabado como una forma más de arte

.

Al igual que el movimiento fauvista en Francia Die Brücke representa el puente entre el impresionismo y el postimpresionismo y el arte del futuro, el cual debía afirmar su independencia de medios y expresión a través del color, la línea, la forma y la bidimensionalidad.

Ernst Ludwig Kirchner escribió sobre Die Brücke:

“la pintura es el arte que representa un fenómeno de sensaciones en una superficie plana. El medio empleado en la pintura, tanto para el fondo como para la línea, es el color…. Hoy en día, la fotografía reproduce un objeto con exactitud. La pintura, liberada de la necesidad de hacerlo, recobra la libertad de acción. … la obra de arte nace de la traducción total de las ideas personales en ejecución.

Call Now Button